televisores de 8k

La cadena televisiva NHK de Japón tiene como objetivo transmitir los Juegos Olímpicos de Tokio en Super Hi-Vision, vale decir en televisores de 8K.

NHK declaró audazmente que transmitiría los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 en 8K (también llamado Super Hi-Vision), pero eso es dentro de sólo cuatro años desde ahora y la cantidad de televisores de 8K que existen actualmente en el mercado es solo uno. Para poder llevar a coba una transmisión en una resolución de 8K, la emisora japonesa se ha asociado con Sony y Panasonic para desarrollar la tecnología necesaria para fabricar televisores de 8K.

Para transmitir en una resolución de 8K, se requiere de cuatro veces el ancho de banda de vídeo 4K, por lo que el grupo tiene que construir nuevos tipos de streaming y desarrollar una nueva  tecnología de compresión. Sony y Panasonic, ambos tienen divisiones Video Pro, también ayudarán a desarrollar cámaras de 8K para la cadena televisiva NHK, así como también otros productos de difusión. Para los consumidores, el beneficio será la visualización de un contenido ultra-realista con más resolución de la que incluso la mayoría de los cines pueden ofrecer. Sin embargo, la verdad es que apenas existe contenido para los televisores de 4K, y menos todavía para televisores de 8K, por esto que sería difícil su venta dado el poco o bien dicho nulo contenido que existe para esa resolución.

La cadena NHK emitió una pequeña cantidad de contenido en 8K de los juegos de Río en Japón. Hasta el momento, Sharp es la única empresa que vende un televisor de 8K, de 85 pulgadas, y con un precio de US$ 130.000 dólares cada modelo.

Sin embargo, tanto Sony como Panasonic planean desarrollar en forma conjunta televisores de  de 8K para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Esto mediante la formación de un consorcio cien por ciento  japonés, con lo que esperan recuperar lentamente el prestigio y la cuota de mercado perdida ante los competidores asiáticos como Samsung, LG, TCL y Vizio en el mercado de ls televisores de 4K.

Fuente: Nikkei