Si estas en busca de los mejores programas para grabación de audio para tu estudio casero, independiente si eres un usuario avanzado o bien estas dando los primeros pasos en el mundo de la grabación  profesional de música, en este artículo encontrarás todo lo necesario para comenzar a darle forma a tu proyecto de producción musical.

Una estación de trabajo de audio digital (DAW para abreviar) es un programa que graba y manipula múltiples fuentes de audio de manera simultánea. Estos programas de grabación te permiten grabar audio para algo tan simple como un podcast, así como para abordar proyectos importantes como grabar una sinfonía completa.

Al buscar un programa de grabación, es importante saber que el termino de “mejor programa” es algo subjetivo para cada usuario y depende en gran medida de la finalidad que se le dará a un determinado programa, vale decir, el usuario A puede encontrar todo lo que necesita en el programa X mientras que el usuario B podrá encontrar mejor el programa Y, por ende un programa no es mejor que otro para todos los usuarios.

Esto dependerá fundamentalmente de lo que quieras hacer con el programa, por lo que debes encontrar el que mejor funcione para ti. Podría decirse que el nombre más reconocido en la industria del software de grabación es Pro Tools, pero no es la única opción que existe.

Esta guía tiene por objetivo orientarte sobre las diversas opciones de programas para estudios de grabación que existen actualmente el mercado al día de hoy, y para darle una mirada más en profundidad a algunas de las características que hacen que cada programa sea único.

Programas para grabación de audio: Comencemos con lo básico

Realización de grabaciones en un estudio en la casa

La mayoría de las computadoras portátiles y de escritorio vienen equipadas con un micrófono interno. En teoría, el micrófono interno y un programa para la grabación de música es todo lo que necesitas para grabar audio. El problema con esta configuración básica es que la grabación de audio va a sonar horrible.

El micrófono interno de su computadora no tiene el potencial de producir grabaciones de audio limpias, tal como lo haría un micrófono externo. Si vas a gastar dinero en un buen programa de grabación para tu estudio en casa, también debes poder grabar el audio a la música de la mejor manera posible, pero esto lo discutiremos con más profundidad más adelante.

Hay una gran cantidad de terminología y componentes de equipos con los que deberás familiarizarte antes de comenzar. Palabras como MIDI, micrófonos de condensador, micrófonos dinámicos e interfaz de audio a menudo aparecerán durante este artículo. Es importante tener una comprensión elemental de estos términos, ya que todos juegan un papel importante en la grabación de audio.

Interfaz de audio

Una interfaz de audio es la unidad que permite que la señal de audio se transfiera de la fuente (como por ejemplo, su voz a un micrófono) al programa. La interfaz de audio convierte los sonidos en datos que el programa de grabación es capaz de leer e interpretar.

Hay variadas opciones para una interfaz de audio. Las interfaces de audio básicas de una sola entrada/salida se pueden comprar por aproximadamente US$ 30, mientras que las unidades más caras, de mayor calidad y multicanal tienen un costo que normalmente parte de los US$ 2.500. Una interfaz de audio de entrada única o doble es una buena opción para que un principiante comience a armar una unidad de grabación casera.

Controlador MIDI

Todos los programas de estudio de grabación en esta guía tienen instrumentos virtuales integrados en el software. Estos instrumentos digitales abren una plétora de ruidos y sonidos que puedes agregar a tu propia composición musical. La forma más fácil y eficiente de controlar estos instrumentos es con un controlador MIDI.

Estos controladores vienen en muchos estilos diferentes, pero el más común es en forma de teclado. Con un controlador MIDI, puedes tocar el instrumento virtual usando el teclado físico (o lo que sea que el controlador sea) junto con el control de otros parámetros del instrumento virtual, como el volumen y el tono.

Monitores

En este caso, no nos estamos refiriendo a las pantallas de la computadora. Estos monitores son altavoces que tienen una respuesta de frecuencia plana para reproducir la música con la mayor precisión posible. Muchas veces, los parlantes hogareños o estéreo tienen ecualizaciones integradas para hacer que la música suene de una determinada manera. Estos altavoces pueden dar una lectura inexacta de cómo suena tu música mientras realizas las mezclas. Los monitores de estudio son cruciales para poder mezclar con precisión.

Micrófonos

Hay varios tipos de micrófono en el mercado. Los más comunes que verás son los micrófonos USB, dinámicos y de condensador. Los micrófonos USB funcionan con el puerto USB de tu computadora y generalmente son económicos. No son de alta calidad y solo deben usarse para proyectos tales como podcasts.

Los micrófonos dinámicos generalmente no requieren una fuente de alimentación adicional y son excelentes para aplicaciones de grabación y sonido en vivo. Son mucho más duraderos que los micrófonos de condensador pero son menos sensibles a las altas frecuencias.

Los micrófonos de condensador generalmente requieren de una fuente de alimentación adicional, por lo general, alimentación phantom. Estos micrófonos son ultra sensibles a las altas frecuencias, lo que los hace ideales para grabar sesiones de batería y otros instrumentos. En general, son más caros, más precisos, pero menos duraderos que los micrófonos dinámicos.

Con esta comprensión básica de estos componentes de grabación, puedes comenzar a armar un estudio casero y comenzar a grabar por tu cuenta.

Programas para grabación de audio: Otras opciones de grabación

Si buscas un programa para un estudio de música quesea simple, hay un puñado de opciones diferentes. Los programas de edición de audio son versiones simplificadas de DAW que puedes usar para grabar y editar audio. Muchos de estos programas solo pueden grabar una o dos fuentes de audio. También hay un puñado de descargas gratuitas de software de estudio de grabación disponibles.

Audacity es uno de los programas más populares disponibles para descarga gratuita. Estos programas de grabación no tienen el conjunto de herramientas o las capacidades de grabación que tienen los DAW, pero si deseas iniciar un podcast y estas consciente de que te manejaras con recursos limitados, los programas de edición de audio son una excelente opción.

Escoger el programa para estudio de grabación adecuado para ti

En papel, todos estos programas hacen lo mismo: graban audio, mezclan audio y exportan el producto final. Si bien todos son similares en ese aspecto, sus rasgos únicos se revelan cuando comienzas a profundizar en el programa, y ​​la forma en que planeas usar el programa de grabación puede marcar la diferencia en tu decisión de compra.

¿Por qué estás comprando un programa para estudio de grabación? Parece una pregunta directa con una respuesta clara: grabar música, ¿verdad? En realidad, puede ser mucho más complejo que eso. Algunas personas buscan un programa para grabación que los ayude a tocar en vivo, mientras que otros pueden estar buscando algo para crear ritmos o instrumentos hip-hop.

Otros podrían estar buscando un programa que los ayude a registrar la instrumentación externa, un uso más tradicional para este tipo de software. Todos los programas de grabación tienen elementos únicos y este articulo tiene como objetivo arrojar un rayo de luz sobre las diferencias entre estos productos y cómo te ayudan a lograr tus objetivos de grabación. Entonces, ¿cuál es tu razón para querer comprar un DAW?

Hay muchos programas para estudios de grabación y la mayoría de ellos tienen excelentes capacidades de grabación. Recuerde que uno no es necesariamente mejor que el otro. Lo más importante es que encuentres uno que te resulte cómodo y fácil de usar.

Programas para grabación de audio: Para presentaciones en vivo

Parece contra-intuitivo usar un programa para grabación de actuaciones en vivo, pero las líneas entre el reino digital y la actuación en vivo casi han desaparecido. Un DAW puede ser una adición extremadamente poderosa para tu Live Set. El único programa de grabación diseñado específicamente para esta tarea es el Ableton Live.

Ableton Live es un DAW único que graba música como cualquier otro programa de grabación. Lo que lo hace especial es la sesión o la vista del clip.

Lo que es único de la vista de sesión es que los clips de audio se insertan en las columnas. Cuando quieras reproducir el clip, simplemente haces clic en él. No suena demasiado complejo, pero lo que hace que esto sea genial, fácil y ultra útil es que estos clips de audio están sincronizados internamente.

Esto significa que si estás reproduciendo un tempo o metrónomo específico, estos clips de audio se activarán a la vez, independientemente de cuándo hagas clic en ellos. Si haces clic accidentalmente en la muestra de audio un poco tarde o demasiado temprano, no importa; las muestras de audio siempre llegarán a tiempo, lo que te hará sonar como el mejor DJ que jamás haya existido (aunque eso tal vez sea un poco exagerado).

Ableton Live no limita la vista de sesión para usar solo con los clips de audio incluidos, que están disponibles. Puedes grabar e insertar tus propias grabaciones para que se reproduzcan como clips en la vista de la sesión.

Esto limita esencialmente tu biblioteca de clips de audio solo al tamaño de tu disco duro. Este programa te permite crear y realizar a diferencia de cualquier otro programa. Es el mejor programa para grabación de audio disponible para solos, DJs o bandas experimentales que buscan agregar un nuevo elemento a sus actuaciones en vivo.

Ableton está disponible en tres versiones diferentes: Intro, Standard y Suite. La versión Intro tiene  más de 700 sonidos, tres instrumentos virtuales y 27 efectos. Las características de la versión Standard integra  más de 1.100 sonidos, tres instrumentos y 38 efectos. Mientras que la versión Suite integra más de 3.000 sonidos, nueve instrumentos virtuales y 41 efectos.

Programas para grabación de audio: Ableton Live

Desde su inicio, Ableton siempre tuvo un doble propósito. Hay tantas aplicaciones de audio en el mundo de los programas para grabación que solo otro programa de grabación no será suficiente para destacarse.

Ableton se aventuró en un ámbito más allá de la producción de música y en el camino de la actuación en vivo. Su capacidad de ser tan integral como una herramienta de interpretación en vivo, ya que es una herramienta en el estudio, hace que este programa de grabación sea especial.

Programas para grabación de audio: Para la creación de ritmos

Para aquellos que buscan crear canciones de hip-hop, dos de nuestras recomendaciones son Fruity Loops y Reason. Estos dos programas de grabación para estudio en el hogar han estado en la industria de la grabación durante varios años y fueron algunos de los primeros programas de secuencia de ritmos. Ambos programas hacen que sea increíblemente fácil para los productores crear melodías impulsadas por bajos.

A pesar de que ha evolucionado considerablemente a lo largo de los años, Fruity Loops sigue fiel a su estilo de secuenciador de batería para crear música.

Fruity Loops divide la creación del ritmo en su forma más simple. Comienza arrastrando los sonidos de la biblioteca de sonidos al secuenciador; la mayoría de las personas comienzan con sonidos de batería. A continuación, realiza un clic en los botones individuales del secuenciador para armar el sonido en ese punto.

Puedes agregar tantos sonidos como desees al secuenciador y organizarlos para que se reproduzcan de la manera que desees simplemente haciendo clic en ellos y luego en off. Es increíble lo rápido que puedes construir Loops musicales de esta manera. Incluso el músico más novato puede crear un Loop de batería en cuestión de minutos.

Otra característica interesante dentro de Fruity Loops es la función multitáctil. Si tienes una pantalla táctil en tu computadora portátil con Windows (este software solo está disponible en plataformas basadas en Windows) puedes habilitar el modo táctil y usar el software como si estuvieras utilizando una tableta. Esto te permite controlar un puñado de diferentes aspectos en la pantalla con solo usar los dedos. No tiene todas las funciones, pero la funcionalidad es bastante sólida.

Fruity Loops, como muchos programas de creación musical, está disponible en tres versiones diferentes: Fruity, Producer y Signature. La edición Fruity no puede grabar audio externo y tiene menos bucles de audio y capacidades que los otros dos. También es la versión más económica. La versión Producer tiene la capacidad de grabar audio y presenta más capacidades de audio que la edición Fruity.

La versión Signature viene en dos formas: Signature y Signature Bundle. La edición Signature tiene algunos complementos más que Producer, pero no incluye todo lo que Fruity Loops tiene para ofrecer. Signature Bundle por su parte, ofrece acceso a todos los complementos y sonidos que ofrece el software.

Por otro lado, tenemos a Reason, el cual se encuentra en dos lugares: el navegador y la unidad de rack. El navegador se coloca en la parte superior izquierda de la pantalla y contiene los más de 3.000 bucles, sonidos y parches de instrumentos que contiene el software. Basta con hacer doble clic en un instrumento virtual y este se abrirá automáticamente en la unidad del rack.

Dentro de la unidad del rack, puedes combinar cualquier instrumento virtual y efectos. Cuando presionas Tab, la unidad del rack se voltea para revelar la parte trasera del rack. El rack está conectado como una pieza de hardware de la vida real.

Lo genial y único de esto es que esencialmente puedes cablear o encadenar cualquier instrumento con cualquier efecto. Puedes hacer que tus cadenas sean tan simples o tan complicadas como desees para crear sonidos y bucles únicos.

La creación de sonido realmente está en tus manos, y este es el único software que está configurado de esa manera.

Hay dos versiones de Reason – Reason Essentials y la versión completa de Reason 8. La versión de Essentials es una de los DAW que se encuentran a un precio más razonable. La versión completa de Reason integra 4.000 sonidos de instrumentos, 1.000 efectos de mezcla y masterización, así como más de 3.000 bucles.

Programas para grabación de audio: Reason

Propellerhead, el fabricante de Reason, ha existido desde mediados de los 90. En ese momento, eran más conocidos por sus muestreadores de software. No fue hasta fines del 2000, año de la creación de Reason. Las primeras iteraciones de Reason no tenían la capacidad de grabar audio de fuentes externas.

En cambio, este programa para grabación de estudio casero se centró en la elaboración de un programa de grabación que permitía a sus usuarios no necesitar nada más que los instrumentos de software para crear música. Hoy, Reason ofrece la posibilidad de grabar fuentes externas como muchas otras DAW tradicionales, pero se mantiene fiel a su destreza de instrumentación de software interna.

Los instrumentos y efectos internos son versátiles y fáciles de usar. Con la capacidad de grabar instrumentos externos, esto hace que el Reason sea una pieza de software muy deseable.

Programas para grabación de audio: Fruity Loops

Imagine-Line FL Studio es uno de los programas de estudio de grabación más antiguos. De vuelta en las primeras iteraciones de FL Studio, este programa para grabación de música era más conocido como un secuenciador de batería MIDI. No poseía ninguna capacidad de grabación de instrumentos externos y solo presentaba un puñado de complementos para crear música basada en software.

El FL Studio de hoy funciona como un DAW típico con toneladas de características de grabación, mezcla y edición de música. FL Studio ha recorrido un largo camino desde su creación, pero el secuenciador de batería sigue siendo la pieza central de su proceso de creación musical.

Programas para grabación de audio: Grabación tradicional

Para aquellos que buscan utilizar estos programas de grabación, para grabar instrumentos externos como guitarras, baterías, voces y similares, Cubase y Pro Tools son los estándares de la industria. De hecho, encontramos que estos dos programas tienen algunas de las mejores y más fáciles capacidades de compilación de pistas.

La compilación de pistas es fácil y directa en Pro Tools. Una vez que esté listo para grabar audio, puedes seleccionar una sección para reproducir y grabarla. Lo conveniente es que, una vez que comiences a grabar, no tengas que detenerte; puedes seguir grabando la sección que has seleccionado.

Una vez que hayas terminado de grabar, selecciona la opción de lista de reproducción en la pista y todas las tomas de audio se organizan y se muestran en un listado. A partir de ahí, simplemente resalta las partes del audio que te gustan de cada toma para crear una toma “maestra”. Esto es conveniente para crear la toma perfecta con un mínimo de esfuerzo. Esta es solo una pequeña porción de la destreza de grabación de este programa, pero de todos modos es un aspecto importante.

Otro aspecto sorprendente de Pro Tools es su algoritmo de tiempo de estiramiento. Al estirar un fragmento de audio para disminuir el tempo, o acortarlo y acelerar el tempo, no se degrada la calidad, haciendo que el audio suene natural, como se suponía que debiese ser. Esto le permite manipular el audio de varias maneras sin arruinar la calidad del sonido. Este es un atributo único dentro de Pro Tools.

La representación en el lugar es una herramienta especial que acelera el flujo de trabajo dentro del programa. Puedes convertir archivos MIDI en WAV y ahorrar cantidades enormes de tiempo y CPU al usar esta función. Puedes seleccionar fácilmente un puñado de pistas de audio MIDI y convertirlas en WAV directamente en la ventana de disposición en tan solo segundos.

Esto también ahorra CPU porque puedes elegir el imprimir todos los complementos en el audio. Esto elimina la necesidad de tener varios complementos diferentes ejecutándose simultáneamente: el audio ya lo tendrás allí una vez procesado. La representación en el lugar es una característica increíblemente útil dentro de Cubase.

Cubase y Pro Tools tienen versiones diferentes para su software. Cubase Elements, la opción de nivel de entrada, limita el número de pistas de audio y los efectos que ofrece el software.

Cubase Artist ofrece hasta 32 pistas instrumentales por proyecto, notación básica y edición de puntaje junto con 53 efectos de audio. Cubase Pro es la versión completa de DAW. Tiene capacidades de grabación ilimitadas, así como 73 efectos de audio y una consola de mezcla ultra poderosa.

Hay tres opciones de Pro Tools: Pro Tools First, Pro Tools y Pro Tools HD. Pro Tools First es gratuito, pero es extremadamente limitado en comparación con sus contrapartes. Solo puedes grabar cuatro pistas de audio al mismo tiempo y no te permite rebotar el audio (un factor decisivo al compartir grabaciones de audio con otras personas).

Pro Tools ofrece dos opciones de precios: una suscripción mensual o la compra directa del programa. Pro Tools HD requiere una instalación de hardware de una tarjeta nativa HDX o HD en tu computadora.

Esto es para que el programa funcione en sus condiciones óptimas absolutas. La plataforma HD afirma tener básicamente latencia de audio cero durante la reproducción y la capacidad de manejar grandes proyectos de grabación sin devorar la CPU de su computadora.

Tendrás dificultades para encontrar mejores plugins nativos en un programa para grabación de estudio. Logic Pro X hace un trabajo increíble emulando instrumentos de la vida real. Ya sea el aspecto del instrumento o los ajustes preestablecidos que capturan la calidad del tono de sus artistas favoritos, el realismo de los instrumentos virtuales no tiene comparación.

No solo son los sonidos: son los parámetros para ajustar los sonidos que hacen que estos complementos sean especiales. Puedes crear tablas de pedales completas para dar forma a los sonidos de la guitarra.

Puedes elegir qué amplificador de guitarra deseas reproducir. Incluso puedes ajustar qué tipo de micrófono virtual y dónde se coloca el micrófono en el amplificador virtual para crear diferentes cualidades tonales. Logic Pro X pone a tu disposición un enorme abanico de instrumentos que suenan de manera increíble.

Programas para grabación de audio: Pro Tools

Pro Tools no necesita mucha presentación. Ha sido el estándar de la industria para el software de grabación de estudio durante más de dos décadas. La forma en que se configura Pro Tools y la forma en que el usuario interactúa con la interfaz ha sido la base para todas las demás DAW.

Programas para grabación de audio: Cubase

Cubase es posiblemente el segundo nombre más reconocido en el mundo de los programas para grabación (Pro Tools es el primero, por supuesto). Cubase ha hecho grandes avances en versiones pasadas. Algunas de las primeras versiones solo permitieron la grabación simultánea de ocho pistas de audio.

Además, solo puedes agregar dos efectos de inserción por canal. Hoy, la versión completa de Cubase ofrece una grabación ilimitada y una tonelada de complementos de gran sonido. Cubase es un gigante en términos de destreza de edición de audio.

Programas para grabación de audio: Apple Logic Pro X

Logic Pro X de Apple es un programa de estudio de grabación solo disponible para plataformas Mac. Apple no ofrece una versión básica o simplificada del software por un precio más económico. Tampoco tiene un precio de actualización en caso de que tengas una versión anterior de Logic.

Aunque no hay opciones de precios de nivel inicial o de actualización, el software de estudio de grabación completo para el hogar es increíblemente económico, teniendo en cuenta la potencia de edición del software.

Programas para grabación de audio: Alternativas económicas

Si bien todos los programas de grabación domésticos mencionados hasta este momento tienen una opción de nivel de entrada y una versión completa, dos programas cuentan con capacidades de grabación ilimitadas y son menos costosos que la mayoría de las DAW básicas.

Reaper es un DAW de fuente abierta que no tiene limitaciones en el seguimiento de audio o efectos. Por fuente abierta, nos referimos a que funciona con casi cualquier tipo de formato de complemento disponible.

Reaper constantemente sale con nuevas actualizaciones y pequeñas mejoras en el software. Para aquellos que buscan construir un estudio casero lo más barato posible, Reaper es una opción sólida. Puedes descargar la aplicación directamente en tu escritorio por menos que la mayoría de las DAW básicas.

Magix Music Maker tiene dos opciones: Music Maker y Music Maker Premium. El software ofrece una tonelada de bucles utilizables: más de 2.000 para la versión original y 6.500 para la versión Premium. Ambos tienen capacidades de grabación de audio casi ilimitadas e instrumentos virtuales de gran sonido que son nativos de Magix.

Magix implementa la funcionalidad de arrastrar y soltar para simplificar la creación de música. Tomar bucles de la enorme biblioteca de bucles y arrastrarlos a la ventana de arreglo te da el comienzo correcto para crear composiciones musicales nuevas y únicas. La simplicidad es el atributo clave que hace que Magix Music Maker sea tan especial.

Programas para grabación de audio: Reaper

Un programa de estudio de grabación de nivel de entrada por menos de US$ 100 es una gran oferta. Un DAW completo por menos de US$ 100 era básicamente inaudito, hasta que Reaper entró en la escena del software de grabación. Inicialmente, Reaper comenzó como un DAW que puedes descargar de forma gratuita. Recientemente, Reaper ha comenzado a cobrar solo US$ 60 por el acceso total al software.

Programas para grabación de audio: Magix Music Maker

Magix ofrece una colección de software de grabación para una amplia gama de usuarios. Magix Music Maker es un DAW muy asequible que es lo suficientemente simple como para que lo entiendan los usuarios más novatos. Music Maker viene en dos versiones diferentes: Regular y Premium.

La versión Premium duplica en casi todo lo que ofrece la versión normal. Si crees que necesitas más capacidad de grabación que la que ofrece la versión normal, puedes cambiar a Premium sin que te cueste mucho actualizarla.