Los televisores y proyectores que integran la tecnología de alto rango dinámico (HDR) existen desde hace ya algunos años, pero las pantallas para PC han sido en cierta forma el hijastro abandonado en el uso de esta tecnología. Esto gracias a dios está cambiando, y hoy en día ya es posible encontrar excelentes monitores HDR para el computador. Es por esto que a continuación, revisaremos algunos puntos clave para comprar un monitor HDR.

Apenas el año pasado empezaron a aparecer monitores HDR como el UltraSharp 27 4K de Dell. Afortunadamente, las cosas cambiaron para mejor cuando VESA presentó un nuevo estándar, llamado DisplayHDR, que estableció una base para las pantallas para PC HDR. Si bien una serie de modelos se ajustan a la norma, muchos otros todavía no lo hacen, pero son dignos de ser considerados.

Conceptos básicos

La tecnología HDR suele ser algo confuso, por no decir más. En un nivel básico, es un estándar que mejora el brillo, el contraste y la gama de colores del monitor mucho más allá de las pantallas actuales. Tiene el potencial de mejorar películas, juegos y gráficos de una manera mucho más notable que el aumento de resolución que ofrece 4K.

En el caso de los televisores y proyectores, los consumidores se preocupan principalmente por el tipo de HDR que soportan sus televisores, ya sea HDR 10, HDR 10+ o Dolby Vision. Dolby Vision es actualmente el rey de esos estándares, ya que permite que las escenas de películas y programas de televisión se reproduzcan como los creadores (cineastas) querían. Sin embargo, independientemente del tipo de televisor HDR que elijas, puedes estar seguro de que cumple con los estándares mínimos de contraste, gama de colores, profundidad de bits (10 bits) y brillo (1.000 nits como mínimo, pero algo menos para las pantallas OLED).

Sin embargo, los monitores de PC sólo son compatibles con HDR 10, y la mayoría no pueden alcanzar los 1.000 nits de brillo requeridos, por lo que otras características y especificaciones son más importantes. Hasta finales del año pasado, no existía una base de referencia establecida para los televisores HDR, salvo que deben ser brillantes, de alto contraste y ricos en color.

Afortunadamente, todo eso cambió cuando VESA presentó el estándar DisplayHDR. Hay tres niveles de certificación (DisplayHDR 400, 600 y 1000), y el número se refiere al nivel de brillo máximo de los nits. Las pantallas deben alcanzar esos niveles, que son mucho más altos que los de la mayoría de las pantallas de hoy en día, a la vez que cumplen otros objetivos en cuanto a gama de colores, profundidad de bits y niveles de negro (contraste).

El estándar no es fácil de cumplir, a juzgar por el hecho de que sólo nueve pantallas califican actualmente, y sólo una (el Philips Momentum 436M6) alcanza la marca DisplayHDR 1000, poniéndola a la par de los televisores HDR. Curiosamente, el estándar no es tan estricto como podría ser. Aunque requiere un procesamiento de color de 10 bits, el propio panel puede admitir una profundidad de color de 8 bits inferior como mínimo (16,7 millones de colores), mientras que los televisores HDR de 4K deben emitir 10 bits (1.000 millones de colores). Sin embargo, los monitores HDR, medidos en pulgadas cuadradas, son significativamente más costosos que el televisor HDR promedio.

¿Por qué es eso?

Por un lado, la mayoría de los monitores de computadores de gama alta utilizan costosos paneles IPS, en lugar de los paneles VA (alineados verticalmente) QLED u OLED utilizados en la mayoría de los televisores. Muchos paneles IPS tienen un contraste por debajo de los niveles necesarios para calificar para el estándar DisplayHDR (955:1). Esto se debe a que están hechos para verse muy bien con las luces encendidas, lo que generalmente hacen, pero en la oscuridad, los niveles de contraste inferiores son más obvios.

Al mismo tiempo, el hecho de que una pantalla no pueda cumplir con el estándar DisplayHDR no significa que no sea adecuada para tus necesidades. El SW320 de BenQ, por ejemplo, cumple con los requisitos de color y contraste de DisplayHDR, pero no con los requisitos de brillo. Sin embargo, sigue siendo una muy buena elección, si te gustan los gráficos.

Otro problema con la tecnología HDR en PCs es el propio Windows 10. Para utilizarlo, debes habilitar HDR en la configuración de pantalla y, a continuación, deshabilitarlo cuando hayas terminado de ver tu película o juego HDR. Mientras que la configuración hace que cualquier contenido habilitado para HDR aparezca, cualquier cosa que no sea HDR se verá mal, por decir lo menos. Por suerte, si tienes un monitor con la certificación FreeSync 2 de AMD o G-Sync HDR de NVIDIA, reconocerá automáticamente los juegos HDR, activará la configuración y la apagará cuando hayas terminado.

Contenido

Una vez que hayas comprado un monitor HDR, también necesitarás contenido HDR para el mismo. Aparte de los discos Blu-ray HDR y Netflix y Amazon Prime Video, que han ofrecido contenido HDR 10 durante un tiempo, es sorprendentemente difícil de encontrar en otros lugares. Los vídeos de HDR YouTube son todavía escasos, pero puedes encontrar algunos para empezar en el canal HDR.

En cuanto a los juegos, es mucho más fácil encontrar juegos de consola HDR para la Sony PlayStation 4 y Xbox One. Sin embargo, hay algunas docenas que soportan HDR para PC, según PC Gaming Wiki. Destacan Destiny 2, Far Cry 5, Battlefield 1, Assassin’s Creed Origins, Star Wars Battlefront II, Resident Evil 7: Biohazard y Call of Duty: WWII.

Mientras que los televisores HDR están diseñados para mostrar películas para entretenerte, es posible que desees un monitor HDR para trabajos gráficos, juegos, entretenimiento o todo lo anterior. Así que echemos un vistazo a las principales pantallas HDR y examinemos sus fortalezas, debilidades y, lo más importante, los puntos de precio, para que puedas encontrar el modelo que mejor se adapte a tus necesidades.

Para el mundo de los Juegos

Al igual que con otras pantallas para juegos, los monitores HDR se dividen en opciones para AMD y NVIDIA. Para obtener la aprobación G-Sync HDR de NVIDIA, un monitor debe tener un tope de 1000 nits, igual que un televisor HDR10. Sin embargo, hasta ahora no ha salido al mercado ningún monitor G-Sync HDR, aunque se han anunciado varios (los mencionaremos más adelante).

Ten en cuenta, sin embargo, que los monitores AMD FreeSync 2 no tienen un requisito de brillo para HDR, y muchos han estado en el mercado durante aproximadamente un año. También están disponibles varios monitores DisplayHDR destinados para juegos. Algunos otros modelos que carecen de la certificación DisplayHDR también podrían hacer el trabajo.

Comprar un Monitor HDR: Samsung CHG70 de 32 pulgadas

monitor hdr Samsung C32HG70

No es de extrañar que Samsung utilice su propia tecnología QLED (quantum dot) para su monitor CHG70 de 32 pulgadas y 2.560 x 1.440 curvo. Es el mismo tipo de panel que la empresa utiliza en sus televisores HDR 4K, por lo que ofrece muchas de las mismas ventajas a los jugadores de PC y a los espectadores de películas. Es increíblemente brillante, está certificado según el estándar DisplayHDR 600, ofrece mil millones de tonos de color (10 bits), es compatible con AMD Radeon FreeSync 2 con una frecuencia de actualización de 144 Hz y ofrece una relación de contraste de 3.000:1.

El CHG70 también tiene un diseño que empuja la pantalla tres pulgadas más cerca de su cara que la mayoría de los modelos, lo que es ideal para los juegos. En este punto, por un precio de US$650 en el mercado estadounidense, el CHG70 es el mejor monitor para juego con tecnología HDR que puedes comprar actualmente.

Comprar un Monitor HDR: HP Pavilion Gaming 32 HDR Display

monitor hdr HP Pavilion

Si estás buscando un monitor para juegos HDR grande, brillante y relativamente barato con tiempos de actualización decentes y compatibilidad con AMD FreeSync, echa un vistazo a la pantalla HP 2.560 x 1.440 Pavilion Gaming 32 HDR.

Utiliza tecnología VA, en lugar de IPS, lo que le permite cumplir con el estándar DisplayHDR 600 con 600 nits de brillo, una relación de contraste de 3.000:1, una gama DCI-P3 del 95% y una profundidad de color real de 10 bits (1.000 millones de colores). La frecuencia de actualización de 75 Hz es bastante mediocre para los estándares de hoy en día, pero tiene una latencia rápida de 5 ms. La mejor parte es tal vez su precio: A US$ 449 dólares en el mercado estadounidense, es una ganga atractiva para un monitor HDR de cualquier tipo.

Comprar un Monitor HDR: AOC AGON AG322QC4 de 32 pulgadas

monitor hdr AOC agon

El AGON AG322QC4 de 2.560 x 1.440 de AOC es otra pantalla certificada VESA, con un nivel más bajo de DisplayHDR 400. Aunque tiene el mismo tamaño y resolución que el modelo de HP, y también utiliza tecnología VA en lugar de IPS, está dirigido a un comprador ligeramente diferente.

Este monitor tiene menor brillo (400 nits máximo), contraste (2.000:1) y profundidad de bits de color (8 bits, o 16,7 millones de colores). Sin embargo, obtienes una velocidad de actualización estelar de 144 Hz, compatibilidad con FreeSync 2 de AMD con velocidad de actualización variable, HDR específico para juegos con un menor retardo y cuatro milisegundos de latencia. Así que, sí, este es para el rendimiento de los juegos, en lugar de para los aficionados al color. Llegará a Europa el mes que viene por 599 euros, y debería llegar a los EE.UU. un poco más tarde, por un poco más. Se espera que después de llegar a los EE.UU, también se comience a vender en Latinoamérica.

Comprar un Monitor HDR: Monitor QLED CHG90 ultra ancho de 49 pulgadas Samsung

monitor hdr Samsung 49

El CHG90 de Samsung es un monitor monstruoso. Cumple con el estándar DisplayHDR 600 y, gracias a la tecnología QLED de Samsung, muestra mil millones de colores (10 bits) y tiene una frecuencia de actualización de 144 Hz y una relación de contraste de 3.000:1. Sin embargo, tiene una resolución muy inusual de 3.840 x 1.080, que produce una relación de aspecto extremadamente ancha de 32:9. Esencialmente son dos monitores de 1080p unidos entre sí, lo que hace que parezca casi cómicamente ancho.

Próximos monitores G-Sync HDR

Pronto verás un par de monitores G-Sync HDR tanto de ASUS como de Acer, probablemente empezando por el 4K Predator X27 de Acer. Otros modelos incluyen el 4K ASUS ROG Swift PG27UQ y un par de pantallas curvas de 3.440 x 2.160 de 35 pulgadas: el Acer Predator X35 y el ASUS ROG Swift PG35VQ.

Las pantallas utilizarán un diseño de referencia NVIDIA y contarán con un sistema de retroiluminación directa por LED con 384 zonas, 1.000 nits de brillo máximo, 144 Hz de frecuencia de actualización, 10 bits de profundidad de color y HDR10 con una gama de colores DCI-P3.

Estos monitores deben cumplir con el estándar DisplayHDR 1000 cuando lleguen al comercio, si los fabricantes optan por certificarlos. Por decir lo menos, 1.000 nits de brillo es mucho para tener tan cerca de tu cara, y los probadores han informado que las explosiones y otros juegos visuales son casi demasiado brillantes. Aún así, estos monitores coinciden con las especificaciones de los televisores HDR, y si deseas la mejor opción de juego posible, es posible que desees esperar a que lleguen.

LG también está preparado para lanzar el 34GK950G, una pantalla Nano IPS de 34 pulgadas con una resolución QHD ultra-ancha de 3.440 x 1.440, una velocidad de actualización de 120 Hz, compatibilidad con NVIDIA G-Sync y una gama de colores DCI-P3 del 98%. Se espera que cumpla con la certificación DisplayHDR 600, pero no con la certificación G-Sync HDR de NVIDIA.

Monitores HDR de entretenimiento

La mayoría de las personas ven películas en su televisor y no en el monitor de su computadora. Pero un buen número de personas, probablemente utilizan un solo monitor (preferiblemente uno bastante grande) para juegos, entretenimiento e informática por igual. Los fabricantes han pensado en esas personas, creando monitores HDR que pueden manejar Netflix, juegos de PC o consolas y tareas de computación regulares.

Comprar un Monitor HDR: Monitor HDR 4K de 43 pulgadas Momentum de Philips

monitor hdr Phillps Momentun 43

Con 43 pulgadas, el monitor de 43 pulgadas 4K Momentum de Philips tiene el tamaño de un televisor y, es el primer monitor DisplayHDR 1000 certificado, también es tan brillante como un televisor HDR. Procesa imágenes de 10 bits (pero la profundidad de bits del panel es de 8 bits + FRC), puede manejar el 97,6 por ciento del espacio de color DCI-P3 necesario para HDR y tiene una frecuencia de actualización decente de 80 Hz y una latencia de cuatro milisegundos.

Es perfecto para ver películas y realizar doble trabajo como consola o pantalla de juegos de PC, gracias a la tecnología MultiView que te permite ver, por ejemplo, TV en vivo en un lado mientras juegas en el otro. Oh, y tiene la tecnología Philips Ambiglow, que pone un halo de luz alrededor de la pantalla que coincide con el contenido de la pantalla. Cuesta US$1.000, un precio decente para un monitor de ese tamaño, y saldrá a la venta a mediados de este año.

Comprar un Monitor HDR: Monitor ultra delgado Dell 27

monitor hdr dell ultrathin

El monitor ultra plano S2719DM IPS de 27 pulgadas y 2.560 x 1.440 de Dell ofrece rendimiento HDR a un precio asequible. Cumple con la especificación DisplayHDR 400, aunque en realidad bombea 600 nits de brillo máximo, ya que el rendimiento del 85 por ciento de DCI-P3 no cumple con la especificación DisplayHDR 600. La profundidad de bits está limitada a 8 bits (16,7 millones de colores), el contraste es de 1.000:1 y la frecuencia máxima de actualización es de 60 Hz. Por lo tanto, se trata de un buen monitor para películas HDR y para realizar tareas gráficas, especialmente trabajos de vídeo HDR, a un precio de US$350 en el mercado estadounidense.

Monitores gráficos con tecnología HDR

Los monitores gráficos HDR son una especie diferente a los monitores HDR para juegos y entretenimiento, ya que deben ofrecer una reproducción precisa del color, además de una amplia gama de colores y una profundidad de 10 bits para HDR. Los paneles IPS siguen haciéndolo lo mejor posible, pero pagarás un buen precio, normalmente más de 1.000 dólares por pantallas de 27 pulgadas o más grandes. Mientras que la mayoría de la gente los usará para editar vídeos o fotos, la mayoría de los modelos reproducirán películas HDR10 y juegos HDR sin problemas, y puedes estar seguro de que la reproducción en color será perfecta. Ten en cuenta que ninguno de estos monitores puede alcanzar los 1.000 nits de brillo, por lo que no califican para la clasificación HDR10.

Comprar un Monitor HDR: Monitor Dell UltraSharp 27 4K HDR

monitor hdr dell ultrasharp

El monitor UltraSharp 27 4K de Dell (el (UP2718Q) puede ser el mejor monitor HDR, pero deberás pagar por ese privilegio. Tiene un panel IPS de 10 bits que puede mostrar 1.070 millones de colores, admite una cobertura DCI-P3 del 97,7% e incluso cubre el 76,9% del espacio de color REC 2020, una gama de colores aún más amplia para HDR. Los colores se calibran en fábrica y son increíblemente precisos.

Gracias a las 384 zonas discretas de iluminación LED, puede alcanzar un brillo máximo de 1.000 nits, tiene una relación de contraste de 1.000:1 e incluso un tiempo de respuesta decente de 6 milisegundos. Este monitor te servirá para tareas gráficas profesionales, ver películas HDR10 desde Netflix o Amazon Prime Video e incluso algo de acción para los juegos. Una vez más, la trampa es el precio: Su precio es de US$1.999, pero Dell lo ofrece actualmente por “sólo” US$1.480 en el mercado estadounidense.

Comprar un Monitor HDR: BenQ SW320

monitor hdr Benq

Si deseas un monitor HDR más grande pero menos brillante, el SW320 de 31,5 pulgadas de BenQ. También es una pantalla IPS pero carece de los múltiples LEDs, limitándolo a solo 350 nits de brillo. Tiene una pantalla de 10 bits que soporta mil millones de colores, junto con un tiempo de respuesta decente de cinco milisegundos. Está calibrado de fábrica para una precisión de color extrema y cuenta con la certificación Technicolor para las especificaciones a nivel de Hollywood. Como tal, debe servir como un buen monitor de gráficos y edición de vídeo, mientras que te permite ver películas HDR10 y también jugar.

Comprar un Monitor HDR: ViewSonic VP3268-4K

monitor hdr viewsonic

Para un monitor de gráficos profesional con HDR de menos de mil dólares, el ViewSonic VP3268 de 32 pulgadas y 4K es una de las pocas opciones disponibles. Al igual que los otros, tiene ajustes de color calibrados de fábrica y procesamiento de 14 bits, aunque el panel en sí es de sólo 8 bits y admite 10 bits a través de FRC (control de frecuencia de imagen). Obtendrás compatibilidad con HDR10 para películas o tareas gráficas, pero el monitor sólo puede emitir un máximo de 350 nits, por lo que ni siquiera cumple con el primer nivel de DisplayHDR.

En realidad no vale la pena el precio de US$ 900 si sólo estás interesado en los juegos, ya que soporta sólo una tasa de actualización de 75 Hz y cuenta con un tiempo de respuesta lento de 14 milisegundos. Pero si lo deseas para gráficos profesionales y para ver películas ocasionalmente, en realidad es una ganga en comparación con otras pantallas HDR.

Comprar un Monitor HDR: LG 32UK950 y 34WK95U

monitor hdr Lg

LG ha prometido que sus nuevas pantallas Nano IPS para diseñadores y editores de fotos cumplirán con la certificación DisplayHDR 600. El 34WK95U de 34 pulgadas ofrece una resolución ultra ancha de 5.120 x 2.160, mientras que el 32UK950 incluye una resolución de 4K. Ambos prometen una cobertura de espacio de color DCI-P3 del 98 por ciento y es probable que tengan paneles de 10 bits reales. Ambos están limitados a 60Hz y por lo tanto no son adecuados para juegos, para eso LG tienes el 34GK950G.

Comprar un Monitor HDR: Palabras finales

Los monitores ya son una categoría de productos confusa, y añadir HDR, con sus múltiples estándares y configuraciones, no ayuda mucho en clarificar la categoría. Sin embargo, los beneficios de la tecnología HDR, colores más precisos y una gama más amplia, brillo extra y negros mejorados, valen la pena, posiblemente más que la ganancia de resolución ofrecida por el 4K.