No es ningún misterio que a los diseñadores les encantan los Mac, y esta es una tendencia que lleva bastante tiempo, todas  o por lo menos la gran mayoría de las oficinas de diseño o aquellos diseñadores freelance utilizan los Mac desde hace mucho tiempo, y macOS sigue siendo un entorno que se ha mantenido como un líder en el segmento del trabajo creativo.



Y con el fin de hacerte la tarea de encontrar tu Mac para diseño más simple, desarrollamos esta guía en la cual encontrarás una revisión con los mejores Mac para diseño.

Desde el principio los Mac siempre estuvieron a la vanguardia del diseño, superando a sus rivales en cuanto a precisión de color y tipografía. Hoy en día, las diferencias entre macOS y Windows son menos pronunciadas y la compatibilidad de archivos es fuerte cuando se usan suites disponibles en ambos sistemas, como Creative Cloud de Adobe. Sin embargo, el Mac sigue siendo el favorito para la gran mayoría de los diseñadores.

Esto se debe a varios factores: la fiabilidad; excelentes aplicaciones especializadas sólo disponibles para Mac (como Sketch); y, francamente, los Macs se ven mucho mejor que los PCs. (¡Los diseñadores no son superficiales, pero les gusta el estilo!)

Así que te decidiste por un Mac para tu trabajo de diseño gráfico. Pero, ¿cuál es el adecuado para ti? Hemos repasado la gama de Apple y hemos encontrado la mejor máquina para ciertos tipos de diseñadores, pero primero queremos cubrir algunos consejos generales que debes tener en cuenta al comprar un nuevo Mac. Aquí te presentamos el resumen de los mejores Macs para el trabajo creativo y de diseño.

Lo que diseñas afecta al Mac que compras

Cuanto más se retrocede en el tiempo, más definidos y enfocados estaban los roles creativos. Pero hoy en día, un diseñador puede trabajar en muchos campos. Esto no quiere decir que no haya gente que se dedique exclusivamente a la creación de revistas en InDesign, pero es igual de probable que el diseñador moderno se dedique a la ilustración, el diseño de interfaces y a modelado en 3D.

El cambio extremadamente rápido hacia lo digital complica aún más las cosas. Hace una década, la reproducción perfecta del color podía haber sido la principal preocupación de un diseñador a la hora de comprar un computador. Pero hoy en día, es cada vez más probable que los diseñadores trabajen en el diseño basado en pantalla. La naturaleza del empleo también puede requerir que sean más móviles.

Memoria RAM y unidad de almacenamiento

Dos cosas que realmente no han cambiado a lo largo de los años es la tendencia de las aplicaciones de diseño a ser grandes consumidoras de RAM, y para la mayoría de los proyectos de diseño se requiere de una cantidad bastante grande de almacenamiento. En ambos casos, hay que tener cuidado, porque Apple ahora considera en gran medida las unidades selladas de Mac. En la mayoría de los casos, ya no podrás añadir más RAM o almacenamiento.

Con el almacenamiento, puedes utilizar al menos unidades externas para alojar carpetas y archivos comprimidos pesados. Con la memoria RAM, no hay nada que puedas hacer; nuestro consejo es que pidas RAM extra con tu Mac al momento de la compra. Si compras un Mac en el que aún puedas añadir RAM más adelante, como el Mac Pro o el iMac de 27 pulgadas, podrías utilizar una memoria de otros fabricantes.

Las mejores pantallas

Hemos hablado de esto anteriormente, pero el diseño se ha vuelto más complicado últimamente desde el punto de vista de las pantallas. Antes, hubiera deseado una pantalla mate de gama alta de una empresa como Eizo, con una reproducción del color casi perfecta.

Algunos diseñadores gráficos tradicionales se tambalean cuando se enfrentan a las pantallas brillantes que se encuentran en un iMac (aunque hay que decir que estas pantallas no son tan brillantes como lo eran hace unas generaciones atrás).

Pero las cosas no son tan simples. Muchos diseñadores trabajan principalmente en proyectos destinados enteramente a la pantalla, incluyendo revistas digitales, sitios web e interfaces de aplicaciones. Las pantallas de alta resolución son una consideración adicional.

Todos los dispositivos móviles de Apple cuentan ahora con pantallas Retina; en el escritorio, el aumento de “Retina” es más lento, pero aparentemente inevitable. Ahora, sólo el MacBook Air y el iMac de nivel básico de 21 pulgadas carecen de una. Por lo tanto, debes considerar si tu papel consistirá principalmente en crear contenido para estas pantallas y comprar un Mac en consecuencia.

Considera también la posibilidad de prepararte para el futuro. Si tu Mac va a durar unos años, compra para el presente y el futuro, no para el presente y el pasado.

Computadores de escritorio frente a los computadores portátiles

¿Qué tipo de diseñador eres cuando se trata de los trabajos que realizas? ¿Eres del tipo que nunca sale de la oficina, en cuyo caso un sistema de escritorio podría ser el más adecuado? ¿Eres un trabajador Freelance, que necesita movilidad para mostrar y presentar su trabajo? Si es así, probablemente no querras cargar un iMac de 27 pulgadas bajo el brazo.

A menudo, los portátiles son vistos como el mejor compromiso a pesar de todo, porque proporcionan flexibilidad. Incluso si rara vez visitas a tus clientes o trabajas fuera de la oficina, puedes llevarte un Mac portátil contigo. Pero también son más caros que los equipos de escritorio con características equivalentes en términos generales.

Pero ahora vayamos al grano: los mejores Mac para tipos específicos de diseñadores…

Categoría: Diseño de impresión

El mejor Mac para diseño de impresión es el iMac 5K de 27 pulgadas.

Una vez que se va más allá de las tarjetas de visita y los pequeños volantes, los proyectos de impresión tienden a beneficiarse de un gran lienzo en el cual diseñar. Si trabajas en revistas, quieres tener una doble página delante de tus ojos, lo más cerca posible del tamaño completo. Cuando diseñas algo más grande, no querrás navegar en una pequeña pantalla de portátil.

No hay nada más grande que el iMac de 27 pulgadas, que cuenta con una resolución de pantalla de hasta 5120 x 2880. Puede que algunos diseñadores todavía se sientan un poco incómodos con la pantalla brillante, pero los de las iMac modernas han mejorado enormemente con respecto a las generaciones anteriores y pueden calibrarse con éxito en función del color si no estás contento con la configuración de fábrica.

Cualquiera de los modelos existentes hará el trabajo de diseño de impresión. Paga más, y obtendrás mejoras en la potencia de procesamiento y tarjetas gráficas mejoradas, pero el modelo de entrada debería estar bien. Sin embargo, para un sistema más sensible, podrías considerar cambiar el disco duro por una unidad SSD. La RAM se puede actualizar en una fecha posterior.

Categoría: Diseño web

El mejor Mac para diseño web es el MacBook Pro

 

Los lienzos de diseño web ahora varían enormemente (en el sentido de que los sitios deben soportar cualquier cosa, desde una esfera de reloj hasta una tele masiva), pero también lo hacen los entornos de trabajo. Si bien es indudablemente ventajoso para los diseñadores web tener una gran pantalla, es aún más importante ser móvil, con el fin de asumir nuevos trabajos en un momento dado.

Un MacBook Air sería suficiente para las tareas de diseño web, pero si tienes dinero, elige el nuevo MacBook Pro. La pantalla de alta resolución te da una mejor impresión de cómo se verá tu trabajo en dispositivos móviles y portátiles modernos, el nuevo Pro es maravillosamente delgado y ligero (el modelo de 13 pulgadas con barra táctil es de 1,37 kg, apenas más pesado que el Air de 1,35 kg), y un Pro puede configurarse para ser extremadamente potente. Y esa barra táctil se ve muy bien, es muy divertida de usar y podría ser muy útil, aunque es muy pronto en ese frente.

Desventaja: es realmente caro.

El modelo de 256GB 13in con Touch Bar es una elección decente, aunque consideraríamos aumentar la RAM a 16GB en la compra, también.

Categoría: Diseño de interfaces

El mejor Mac para diseño de interfaces es el iMac de 27 pulgadas 5K

Por supuesto, el diseño de interfaces puede abarcar el diseño web, pero con esta opción estamos pensando más en términos de aplicaciones. Muchos diseñadores en estos días están creando interfaces para iPad, iPhone y aplicaciones Android, junto con contenido para televisores inteligentes y consolas de juegos.

El Mac ideal te daría una impresión 1:1 de lo que estás diseñando, a tamaño completo. La pantalla 5120 x 2880 de la iMac de 27 pulgadas y 5.000 x 2880 lo consigue, e incluso te permite incluir una interfaz iPad Pro en formato vertical (2048 x 2732).

Una alternativa más barata sería el iMac de 4K de 21,5 pulgadas, que cuenta con una resolución de 4096 x 2304, suficiente para una pantalla iPad Air o un iPad Pro de 12,9 pulgadas en modo horizontal. Con el modelo de 21,5 pulgadas, ten en cuenta que no puedes actualizar la RAM en una fecha posterior, por lo que te recomendamos que empieces con mínimo 16 GB.

Categoría: Trabajo de diseño en 3D

El mejor Mac para diseño en 3D es el iMac Pro

El iMac Pro es colosalmente caro. Pero para ciertos tipos de trabajo, como el diseño 3D de gama alta, necesitas toda la potencia que puedas conseguir, y el iMac Pro la tiene a toda máquina con su procesador Intel Xeon W de 8 núcleos a 3,2 GHz (al precio base), que puedes especificar hasta un máximo de 18 núcleos si tienes el dinero) y viene con una base de 32 GB, y un máximo de 128 GB, de RAM.

Obtendrás 1 TB (o más) de almacenamiento en la unidad SSD y una impresionante pantalla de 27 pulgadas y 5.000 píxeles (la misma que en el iMac actual más grande). Es fantástico ver una alternativa al Mac Pro (que no se ha actualizado desde 2013), pero sigue siendo mucho más caro.

Categoría: Diseñadores con un presupuesto limitado

El mejor Mac para diseñadores con presupuesto más limitado es el Mac mini

Siendo realistas, cualquier Mac moderno es ampliamente adecuado para la mayoría de los trabajos de diseño, sólo que las máquinas menos potentes harán que tu trabajo sea algo más lento. Cualquier Mac también es una inversión en tu carrera, pero si acabas de empezar y no puedes darte el lujo de comprar el modelo más caro, un Mac mini te servirá.

Es mejor evitar el modelo de gama baja, por eso te aconsejo adquirir el modelo Mac mini de gama media de 2,6 GHz i5, actualizado para que tenga 16 GB de RAM. A continuación, puedes añadir una pantalla de terceros de mejor calidad para una mejor calibración del color. La ventaja de este tipo de sistema es su modularidad: en caso de que falle un componente, puedes sustituir sólo esa parte en lugar de todo.

Los accesorios

Hay demasiados accesorios específicos para recomendar en una característica como ésta, por lo que vamos a ofrecer algunos consejos generales.

Ergonomía

Independientemente del Mac que compres, la ergonomía debe ser una prioridad. Los diseñadores tienden a trabajar largas horas frente al computador, y eso puede destrozar su espalda y cuello si no tienes una posición de trabajo decente.

Consigue una buena silla y asegúrate de que tu vista se encuentre con un punto aproximadamente a un tercio de la altura de tu pantalla. Si utilizas un portátil, no te sientes encorvado sobre él durante horas; considera la posibilidad de comprar una pantalla, un teclado y un dispositivo de puntero por separado cuando trabajes en una oficina.

Las tabletas gráficas

Vale la pena comprobar los dispositivos de entrada alternativos. El Magic Trackpad 2 de Apple está bien para algunas cosas ocasionales, pero en realidad quieres un sistema de tabletas gráficas basado en lápiz táctil para dibujar.

Incluso las tabletas Wacom más pequeñas, orientadas al consumidor, funcionan bien como punto de partida: un A6 será lo suficientemente pequeño como para utilizarlo junto con un teclado, y también puedes utilizarlo como un dispositivo señalador general, lo que te permite “ajustar” el cursor a través de una pantalla grande. Para los ilustradores, sin embargo, una tableta más grande será más beneficiosa en términos de precisión y capacidad de respuesta.